dimecres, 1 de juny de 2016

CARTA: A LXS PRESXS DEL CONGRESO NACIONAL INDIGENA (MÉXICO)

CARTA: A LXS PRESXS DEL CONGRESO NACIONAL INDIGENA (MÉXICO)

 “Nosotros no les pedimos nada a los malos gobiernos, pues en este momento
si les queremos decir en claro una cosa, que la libertad de nuestro
compañero Mario Luna no les pertenece y que no se la pueden quitar así
nada más. Les decimos que esa libertad es suya y de su pueblo y que
tienen que devolver lo que tomaron a la fuerza”

(Comunicado del CNI y del EZLN por la libertad de Mario Luna, vocero de la
tribu Yaqui)

A los pueblos, naciones, barrios y tribus que integran el Congreso
Nacional Indígena.

A lxs compas presxs de Tlanixco: Rómulo Mireles, sentenciado a 54 años de
cárcel, Pedro Sánchez Berriozábal, sentenciado a 52 años de cárcel,
Teófilo Pérez González, sentenciado a 50 años de cárcel, Lorenzo Sánchez
Berriozábal, en espera de su sentencia, Marco Antonio Pérez González, en
espera de su sentencia, y Dominga González Martínez, en espera de su
sentencia.

A los compas presos de San Sébastián Bachajón: Santiago Moreno Pérez,
Emilio Jiménez Gómez, Esteban Gómez Jiménez.

A los compas presos de San Miguel Aquila, Michoacán: Agustín Villanueva
Ramírez, sentenciado a 27 años de cárcel, Vicente Villanueva Ramírez,
sentenciado a 27 años de cárcel y Efraín Villanueva Ramírez, sentenciado a
27 años de cárcel.

A los compas presos Loxichas, de Oaxaca: Álvaro Sebastián Ramírez, Justino
Hernández José, Eleuterio Hernández García, Agustín Luna Valencia, Abraham
García Ramírez, Fortino Henriquez Hernández, Zacarías Pascual García
López.
A sus familiares y seres queridos, a sus comunidades de origen, y a todxs
lxs miembros del CNI bajo amenaza de arresto y detención.

Al Ejercito Zapatista de Liberación Nacional y a la Sexta, en México y en
el mundo

A los pueblos de México y del mundo

               Compas:

En este vigésimo año de existencia del Congreso Nacional Indígena (CNI) en
México, y en continuidad con la jornada internacional de solidaridad con
lxs presxs políticos llevada a cabo el 17 de abril pasado, les escribimos,
desde la Europa de abajo, para manifestar nuestra solidaridad total con la
digna resistencia de las comunidades y de los compañeros y compañeras del
CNI encarceladxs por el Estado mexicano por la defensa de sus tierras, de
sus comunidades y de la Madre-tierra que compartimos todxs, y en contra de
esta depredación capitalista que intenta aplastarnos en todos lados.

La cárcel, como lo expresó muchas veces el CNI, no es más que una de las
1001 cabezas de la represión que se abate diariamente sobre los pueblos
indígenas de México: “La guerra contra nuestros pueblos indígenas dura ya
más de 520 años, el capitalismo nació de la sangre de nuestros pueblos y a
los millones de nuestros hermanos y hermanas que murieron durante la
invasión europea, hay que sumar los que murieron en las guerras de
independencia y de reforma, con la imposición de las leyes liberales,
durante el porfiriato y en la revolución. En esta nueva guerra de
conquista neoliberal la muerte de nuestros pueblos es la condición de vida
de este sistema. En las últimas décadas miles y miles de nosotros hemos
sido torturados, asesinados, desaparecidos y encarcelados por defender
nuestros territorios, nuestras familias, nuestras comunidades, nuestra
cultura, nuestra vida misma”, escribían las hermanas y los hermanos del
Congreso Nacional Indígena y del Ejercito Zapatista de Liberación Nacional
en agosto de 2014 (“Sobre la represión a nuestros pueblos”).

Pero sabiendo eso, y por vivirlo también nosotrxs, del otro lado del
océano, sabemos hasta qué punto el encierro mata a fuego lento tanto a lxs
presxs que lo sufren, como a sus seres queridos y a sus comunidades de
origen, separando, aislando, fragmentando e intentando, a través del
cansancio y de la desesperanza, condenar nuestras vidas y nuestras
resistencias al olvido y al desinterés.

Sabemos que eso es particularmente cierto para muchos de lxs familiares y
de lxs compañeros y compañeras del CNI, condenadxs a sentencias de decenas
de años de cárcel en la indiferencia general, después de simulacros de
justicia y de juicios chapuceros ejecutados según los términos de una
justicia estatal y carcelaria que niega desde hace cinco siglos la
autonomía política y cultural de los pueblos indígenas, así como la
existencia de sistemas de justicia propios de las comunidades.

Como lo recuerdan regularmente muchxs compas, es el sistema carcelario en
su conjunto el que fue creado y que funciona para el beneficio del Estado
y del capitalismo, hundiendo detrás de las jaulas a millones de mujeres y
de hombres, y obligándolos de manera aún más fuerte que en las fábricas, a
someterse, a obedecer y a aceptar la explotación y el trabajo forzado. Si
nos solidarizamos hoy en día con los presos y las presas del CNI, no es,
entonces, cerrando los ojos sobre la condición de todxs los otrxs
encarceladxs que pueblan las cárceles, tanto en México como en el resto
del mundo, la mayoría de ellxs, pobres, indígenas, oprimidxs y explotadxs.

Pero es sobre todo porque, detrás de cada uno de los presos y de las
presas del CNI, hay familias, comunidades y luchas que, a pesar de los
años y de los siglos de represión, siguen todavía rechazando el robo de su
libertad.
¡El robo de su libertad, como de la libertad de todxs nosotrxs!: porque
bien sabemos que es a partir del despojo y de la explotación, tanto aquí
como allá, como se nutre este sistema, que nos explota, nos despoja y nos
encarcela, en cualquier lugar del planeta.

Por lxs presxs de Tlanixco, por los presos de Aquila, por los presos de
Bachajón, por los presxs de la región Loxicha,

Por todxs las presxs del Congreso Nacional Indígena y de la Sexta,

Por nuestros pueblos, por nuestros barrios, por nuestras tribus y por
todos los pueblos oprimidos:

¡LIBERTAD!

Firmas: Comité de Solidarité avec les Peuples du Chiapas en Lutte (CSPCL)
– Francia; Collectif Paris-Ayotzinapa – Francia ; Comité de solidarité
avec les Indiens des Amériques (CSIA-Nitassinan) – Francia ; Groupe de
soutien à Leonard Peltier (LPSG) – Francia ; Confédération nationale du
travail (CNT-F) – Francia ; Union syndicale Solidaires - Fédération SUD
éducation – Francia ; Espoir Chiapas - Esperanza Chiapas – Francia ;
MutVitz13 – Marseille –Francia ; Collectif Chiapas-Ariège – Francia ;
Corsica Internaziunalista – Corsica ; Associu Sulidarità (Sezzione in
Pariggi) – Corsica ; Alternative Libertaire – Francia ; Habitant-e-s de la
Zona A Defender de Notre-Dame des Landes – Francia ; Unión Mexicana Suiza
(UMES) de Zürich Suiza adherentes a la Sexta Internacional y Nacional
Zapatista ; Red-Latinoamericana de Zürich (RLZ) – Suiza ; LaPirata:
ColectivoNodo Solidale (Italia y México), Colectivo Zapatista Lugano
(Suiza), Adherentes Individuales; Comitato Chiapas "Maribel" - Bergamo
–Italia; 20zln – Italia; Associazione Ya Basta! Milano – Italia ;
Txiapasekin (Plataforma Vasca de Solidaridad conChiapas) ; Lumaltik
(Euskal herria-México) ; Ayotzinaparekin (Euskal Herria) ; Lumaltik
Herriak (Asociación por la cooperación y el desarrollo entre los pueblos)
; Associació Solidaria Cafè Rebeldía-Infoespai, Barcelona ; Adherentes a
la Sexta de Barcelona ; Asamblea Ayotzinapa Catalunya ; Caracol Zaragoza –
España; CEDOZ – España; ASSI (Acción Social Sindical
Internacionalista)-España; Espiral de solidaridad - Semilla deresistencia
– Grecia; UK Zapatista Network: -Dorset Chiapas Solidarity Group,
-Edinburgh Chiapas Solidarity Group, -Kiptik (Bristol), -London Mexico
Solidarity Group, -Manchester Zapatista Collective, -UK Zapatista
Education, Culture and Communication team, -UK Zapatista Translation
Service, -Zapatista Solidarity Group – Essex, -Individual members of the
network; Maan voima collective (La Fuerza de la tierra), Finlandia;
Chiapasgruppa - LAG (El Grupo Chiapas - LAG Noruega)

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada